Riesgos Eléctricos: Tipos, Medidas de Prevención y Más

La gran mayoría de los accidentes de trabajo y en el hogar con el uso de la electricidad, son evitables, la ocurrencia de accidentes laborales y caseros son el resultado de la ausencia de unas prácticas preventivas acerca de los riesgos eléctricos, que te invitamos a leerlos seguidamente.

riesgos electricos

¿Qué son los riesgos eléctricos?

Uno de los riesgos tanto hogareño como  laboral a tomar en consideración es el riesgo eléctrico, que se describe como la posibilidad de poner en contacto el cuerpo de una persona con la corriente eléctrica y resultando este  un peligro para la integridad de las personas, pasemos a informarte cómo cuidarte.

El mismo está dispuesto para estar siempre presente en espacios con construcciones eléctricas, partes de las mismas y en distintos dispositivos eléctricos que se encuentran bajo tensión, con el daño suficientemente viable, para producir anomalías de electrocución y quemaduras.

Los riegos eléctricos se pueden originar en actividades de distinta índole donde nos encontremos tratando de manejar y hacer operaciones en infraestructuras eléctricas de baja, media y alta tensión; a través de tener que realizar instrucciones que conlleven al mantenimiento de este tipo de lugares y reparación de aparatos eléctricos.

Se le define  asimismo a los riesgos eléctricos, como todos aquellos accidentes que provienen del uso de la corriente eléctrica.

La electricidad y su peligrosidad

Las personas en ocasiones podemos estar en lugares que tengan riesgos eléctricos, mucho de lo que usamos o espacios en donde nos desenvolvemos está lleno de electricidad por ello es importante lo que te contamos para prevenir los riesgos eléctricos.

En los diferentes lugares donde habitamos y trabajamos, la energía que nos llega para usar los diferentes aparatos y que usamos a diario se desprende en su mayoría de la electricidad. La usamos y somos dependientes de ella para realizar nuestro trabajo y nuestra vida cotidiana y por todo esto, nos presenta importantes riesgos que es preciso conocer y prever.

Es conocido por todos, que los accidentes con la electricidad no se producen en grandes cantidades, pero existe un porcentaje importante que son graves o mortales. Todo esto depende a Cómo se Transporta la Electricidad.

Tipos de accidentes por electricidad

Hay dos tipos de accidentes producidos por la electricidad:

  • Los incendios o explosiones.
  • La electrización que puede llegar a ser electrocución.

Cada vez que enciendes la luz de tu casa, se dispara un termostato y se produce una pequeña chispa. Lo normal es que esas chispa sea inofensiva, en ciertas condiciones se puede convertir en el desencadenante de una catástrofe en atmósferas cargadas de articulos inflamables.

Causas más comunes de accidentes eléctricos

Nos ponemos en riesgo eléctrico cuando:

  • Al sobrecargar la línea eléctrica agregando a las conexiones existentes los llamados ladrones y alargaderas para tomas de luz, la línea se calienta, creando la posibilidad de quemarse el cableado o el material combustible que pueda existir en los alrededores.
  • Las cocinas a la brasa, que no se limpian, suelen crear combustión y pueden ser peligrosas.
  • La electrización y electrocución; pues el estar en  relación directa con la electricidad nos puede producir contracción muscular, desvanecimiento, quemaduras o  paro cardíaco y hasta  la muerte.
  • Las quemaduras que se pueden producir en tejidos, órganos o nervios y pueden ser a nivel superficial e interno.
  • El nivel del daño depende de la intensidad de la corriente que atraviesa el cuerpo y de la duración del contacto eléctrico.

RIESGOS ELECTRICOS

Elementos que hacen  peligrosa la electricidad

Aunque la electricidad nos ha dado tantas bondades a los seres humanos, es conocido por todos su riesgo invisible, aun el uso de esta energía es frecuente, su expresión sólo es perceptible cuando está produciendo un desafuero.

Por lo cual, al ser un riesgo invisible se deben potenciar las medidas preventivas y estimular la protección, para ssí  evitar ese choque de corriente o chispa con potencial daño, ya que el nivel del daño depende de la intensidad de la corriente que atraviesa el cuerpo y de la duración del contacto eléctrico, por tal motivo debemos reconocer los siguientes elementos:

  • Es imperceptible por los sentidos de las personas.
  • No posee ningún tipo de olor y por ello es difícil detectar, sin embargo, al haber un corto circuito hay una descomposición en el ambiente y podemos detectar el olor a Ozono.
  • No es visible.
  • Tampoco se detecta al gusto ni al oído.
  • Si la persona no se encuentra protegida, su contacto puede llegar a causarle la muerte.

Cuando la corriente eléctrica atraviesa ese cuerpo, se va a generar unos efectos fisiológicos, porque su organismo  va a actuar como un circuito entre dos puntos de diferente potencial y de baja tensión.

Uno de los riesgos eléctricos que con frecuencia encontramos en los espacios laborales, es porque la persona tiene  contacto con lo que genera electricidad, los mismos están relacionados con el uso de artefactos que para su funcionamiento  usan la corriente eléctrica: procesadores, herramientas e instrumentos o equipos de trabajo que se enchufen, entre otros.

Dichos riesgos eléctricos se dividen en dos diferentes grupos:

  • Incendios y explosiones: los cuales dañan instalaciones, personas y bienes.
  • Electrización y electrocución: los cuales solamente dañan personas.

¿Que hacer si hay Riesgos Eléctricos?

La manera más efectiva de tener bajo control un riesgo eléctrico es siendo previsivo con las  llamadas  normas de seguridad, tanto industrial como las que nos dicen, como evitar riesgos a través de la planificación y construcción de estructuras, locales y equipo. Si te toca trabajar en la Instalación eléctrica de una casa es importante que pongas en práctica las cinco reglas de oro y en este orden.

1º. Aperturar  todas las fuentes de tensión y proceder a cortar la fuente de tensión, por ejemplo si estas en tu casa  corta el interruptor automático magnetotérmico, pero si por el contrario este funciona con baterías, debes aislarla de la instalación antes de comenzar algún trabajo.

2º. Bloquear los aparatos de corte. Para asegurar que no se produzcan tapones intempestivos en los seccionadores, interruptores, entre otros, bien sea por una falla técnica, error humano u ocasiones imprevistas.

3º. Reconocer  la ausencia de la  tensión eléctrica  mediante un aparato de medida como un amperímetro.

4º. Llevar a tierra y en cortocircuito  las posibles fuentes de tensión.

5º. Tener completamente delimitada y señalizada  la zona de labor.

Es de vital importancia el comunicar en  los trabajos y señalizar dentro y fuera en los tableros eléctricos,  con tarjetas de seguridad, a fin de evitar la acción de terceros, los cuales podrían energizar sectores intervenidos.

En el siguiente enlace puedes ver las Señales de Seguridad.

RIESGOS ELECTRICOS

Aprendamos a prevenir los Riesgos Eléctricos

  • Es necesario cambiar si tienes un cable de electricidad que se encuentra dañado o pelado.
  • Verifica que el aparato tenga la base de la instalación y el terminal  del mismo tipo y que la toma de tierra haga contacto.
  • Cuando desenchufemos, no tires del cable, siempre hazlo del enchufe, aseguraremos la base con la otra mano. Si es necesario.
  • En una Instalación Eléctrica de Cocina, solamente el personal especializado puede manipularlo. Para prevenir una sobrecargar la línea eléctrica se instala un limitador o PIA. Si este se dispara -a menos que este estropeado- nos mostrará que está sobrecargando la línea y que hay que comprimir el consumo.
  • Por ello  solamente el  personal especializado puede sustituirlo tras estudiar el cableado de la línea.
  • Para impedir se instala un diferencial, con los contactos eléctricos en los que emanamos a tierra, sencillamente identificable porque lleva un botón para comprobar su funcionamiento, éste tiende a poner test. Cortar la electricidad casi en el mismo momento en que se produce la derivación de corriente.
  • Por ello se hace  necesario leer y hacer caso de las recomendaciones del fabricante,  comprobando  su correcto funcionamiento pulsando periódicamente el botón de test. Esto cortará la corriente eléctrica de toda la zona que resguarda. Pero luego hay que rearmarlo.
  • Estando mojados nunca toquemos un aparato eléctrico. Si debes  trabajar en ambientes húmedos tendrás que  utilizar aparatos que anden con tensiones de seguridad -inferior a 12 ó 24 v según corresponda-.
  • También  los cables que estén por el suelo pueden producir caídas de las personas y resultar maltratados por los tirones recibidos. Si tienes que tener cables colgando únelos entre sí.
  • Al  sobrecargar una  instalación, veremos  chispas o un cortocircuito y se pueden producir  incendios de inmediato. Allí van a aparecer  los llamados -ladrones- que en ocasiones hay múltiples enchufes conectados a la instalación.

El peligro de la electricidad

Nuestro cuerpo  es un conductor muy bueno de la electricidad debido al porcentaje de contenido de agua. Por ello lo grave que es si sufrimos una descarga, la cual se va a medir  por la cantidad de corriente que fluya a través  del cuerpo, ese camino que lleva la corriente por el cuerpo y el tiempo que la persona  esté  en contacto con la corriente.

Detallemos  los elementos de los que dependen los riesgos eléctricos:

  • Cada persona tiene una  resistencia eléctrica al paso de la corriente: la piel  mojada pierde la capacidad de resistencia casi por completo, causa un corrientazo  y la piel seca del  humano resiste al paso de la corriente eléctrica.
  • El paso de la corriente eléctrica al circular por el cuerpo y su trayectoria con  la corriente por el organismo: puede afectar órganos vitales tales como; cerebro, corazón, pulmones, riñones, entre otros ocasionándonos  la muerte.
  • A mayor voltaje, mayor fuerza, por ello el voltaje o tensión de la corriente causa por lo tanto un mayor peligro para las personas, de acuerdo a su resistencia eléctrica.
  • Si es  mayor el tiempo de exposición al contacto, va a  pasar más corriente por el cuerpo y serán más severos son los daños.
  • Las personas  sólo puede soportar pequeñas cantidades de la intensidad corriente eléctrica, conozcamos sus efectos:

– Corrientes de 1 y 3 miliamperios, no existe ningún  peligro para las personas de contacto el tiempo que sea.

– Corriente de 8 miliamperios: Se inicia  un hormigueo desagradable y se logra sentir un  choque sin dolor y la persona que lo siente, es posible que lance el conductor ya que  pierde control de sus músculos.

– Corriente mayores de 10 miliamperios, al comenzar a pasar la corriente va a provocaren los músculos una  contracción en las manos y brazos y generar efectos de choque doloroso.

– Corriente entre 25 a 30 miliamperios, se denomina  la tetanización, que va a afectar los músculos y en específico del tórax, provocando asfixia al no relajarse el musculo que se tensó.

-Corriente superior de miliamperios con menor o mayor en el tiempo de contacto con la persona va a producir un trastorno del ritmo cardiaco a más de 250 latidos por minuto e irregular, que lleva a la pérdida total de la contracción cardíaca, faltando el bombeo sanguíneo fibrilación cardiaca, la cual es la muerte.

Identifiquemos los tipos de riesgos eléctricos

  • Al viajar la  corriente eléctrica a través de nuestro cuerpo, se realiza un contacto inmediato con conductores de las  partes del circuito, ello interfiriere con la comunicación entre el cerebro y los músculos , interviniendo a cualquiera de los músculos del cuerpo causando daño y esto sucede por:
  1. Acercamiento Indirecto: es si la persona toca algún sitio que no debería tener corriente eléctrica,  por un fallo de corriente.
  2. Acercamiento  directo e indirecto con la corriente eléctrica.
  • Al exponerse a los arcos de electricidad que se manifiestan como saltos, de un conductor energizado o una parte del circuito, que pueden ser las líneas de alta tensión, por ejemplo, para ello un gas como el aire va dirigido a la persona, que proporcionaría una ruta alternativa ya que está conectada a tierra.
  • Cuando exponemos nuestro cuerpo al ambiente en general, la corriente puede pasar entre dos puntos con tensión y va a usar  el mismo como conductor y así puede  generar lo que se llama un arco eléctrico.
  • Las lesiones térmicas que suceden en estos casos:
  1. Quemaduras por el calor que se ha generado por un arco eléctrico.
  2. La que procede de los fuegos de materiales que capturan una  calefacción.
  3. Por la combustión de la electricidad.
  4. Un destello de arco eléctrico.
  5. Al recibir una descarga se  consiguen quemar los tejidos internos del cuerpo humano.
  6. El que se irradia por un destello del arco eléctrico.
  7. Los ojos por la irradiación ultravioleta y la luz infrarroja emitida desde el arco eléctrico.

  • Una transmisión explosiva que surja del arco eléctrico y al estar en contacto con una persona le va a  influir  una  presión liberada de ese arco eléctrico. Generando en el afectado  lesiones físicas que colapsarían   sus pulmones, entre otros órganos  o crear un ruido que puede dañar la audición.
  • Una descarga de electricidad en nuestro organismo nos puede hacer que tengamos contracciones musculares abundantes y generar reacciones de sobresalto incontrolables, que pueden generar caídas causando otros problemas de  maltratos graves,  ya que  pueden caer desde cualquier lugar y golpearse.
(Visited 115 times, 1 visits today)

Deja un comentario