Historia del mouse o ratón: Evolución y futuro

Hoy en día las computadoras forman parte esencial de nuestras vidas y para muchos usuarios el ratón es un dispositivo que no puede faltar, pues facilita la ejecución de los comandos. En este artículo podrás descubrir la historia del mouse, evolución y posibles proyecciones para su futuro.

Historia del mouse

Tabla de contenido

¿Qué es el mouse o ratón?

El mouse o ratón es uno de los dispositivos de nuestra computadora que forma parte del hardware, se trata de un periférico indispensable al momento de realizar cualquier trabajo, ya que por medio de este podemos ejecutar cientos de funciones específicas con sólo presionar un botón.

No podemos subestimar la selección de un ratón para nuestro equipo, es preciso considerar todas sus características, las cuales nos darán la oportunidad de elegir la alternativa más conveniente en atención a nuestras necesidades y las ventajas que brinda cada diseño.

En este artículo conocerás la historia del mouse, evolución y futuro de este periférico, que sin duda nos ha facilitado durante mucho tiempo el manejo de nuestra computadora de forma dinámica y sencilla.

Del mismo modo, descubrirás útiles consideraciones que debes tomar en cuenta para adquirir un ratón y conseguir los mejores resultados, ya que se considera que este es una de las Partes del computador, muy necesario para su utilización.

¿Cómo se usa el mouse?

Si ya tenemos definido Qué es mouse, el paso siguiente es conocer ¿cómo se usa?, partiendo de su manejo a través de la mano. Básicamente el usuario debe arrastrarlo sobre una base plana y con su movimiento transfiere instrucciones a la PC mediante un cable o de forma inalámbrica.

Historia del mouse: cómo usarlo

En este sentido, los movimientos que se realicen con el mouse serán imitados en la pantalla por medio de un icono conocido como cursor, los cuales serán reproducidos en cualquier dirección (arriba, abajo, derecha o izquierda). Se puede decir, que el ratón se convierte en la extensión de nuestros dedos, apuntando en el monitor de nuestra PC.

El manejo del mouse se ve reflejado en la pantalla mediante un símbolo que puede tomar varias formas y se le denomina “puntero”. Por lo general el puntero o cursor tiene forma de flecha, pero eventualmente lo podemos ver como una manito o un tabulador, varía dependiendo del sistema o la función que se esté ejecutando.

Este indicador cumple las tareas de una mano, pudiendo señalar, captar, mover, abrir o cerrar cosas, entre otras funciones. A lo largo de la historia del mouse, se han implementado palabras que describen las tareas que pueden ejecutarse con este dispositivo. Entre estas podemos citar las siguientes:

  • “Deslizar” o “arrastrar” el mouse, se denomina al movimiento de orientar el puntero a cualquier dirección sobre una superficie plana.
  • “Hacer click”, “clickear” o “pulsar”, es lo que se conoce como la acción de presionar y soltar un botón del mouse (derecho o izquierdo), esta expresión se usa porque semeja el sonido de la acción.
  • “Hacer doble click”, estos términos indican hacer click dos veces de forma rápida y seguida. Se ejecuta para ingresar a una carpeta o archivo, así como para desplegar un menú o iniciar una aplicación.

Historia del mouse: cómo se usa

La historia del mouse

A partir de los años 60’s y hasta el día de hoy, el ratón de computadora ha sufrido grandes transformaciones, al pasar de una pesada caja de madera a un pequeño dispositivo adaptado a la comodidad del usuario.

Siendo uno de los Periféricos de entrada que más se utilizan, pocos usuarios conocen su origen, cómo fue su proceso de creación y evolución hasta el presente. Con la finalidad de conocer su historia, a continuación expondremos cronológicamente su nacimiento y desarrollo:

1952: Nace el primer trackball, creado por la Marina Canadiense

Previo a la invención del primer ratón, la Autoridad Marítima de la Armada Canadiense se acercó a diversas organizaciones capaces de acompañarlos en el desarrollo de planes junto a las Fuerzas Armadas, instituciones de educación superior y empresas privadas.

Parte de estos planes estaban enfocados en la creación de un aparato con la capacidad de transmitir información de radares y sensores de sonido en directo, con el fin de ofrecer a los soldados una visión conjunta del campo de batalla. Dicho plan fue denominado DATAR.

La novedad de este proyecto era un particular dispositivo que no se ajustaba a la época. Los operantes transmitían la información de los radares mediante un trackball, un artefacto similar a un mouse con una bola que debía girarse para direccionar el puntero.

En definitiva, este trackball era mucho más pesado y grotesco que los diseños vigentes. Tales eran sus dimensiones que la Armada Canadiense utilizaba una esfera similar a una bola de boliche para la fabricación de esta máquina, pero al tratarse de un plan militar secreto, éste primer mouse nunca fue patentado.

1963: El primer prototipo de mouse, creado por Douglas Engelbart

En el año 1963, un investigador autónomo llamado Douglas Engelbart, del Instituto de Investigación Stanford, se dedicó a desarrollar un plan adelantado a la época. Comenzando los años 60’s, las computadoras funcionaban a través de tarjetas agujereadas y mediante otras metodologías donde la interacción entre el equipo y el usuario no era posible.

El enfoque de Engelbert estaba en la creación de un artefacto capaz de incrementar el intelecto del hombre. A partir de esa visión surgieron gran cantidad de inventos que son utilizados hoy en día, como lo son: los videos, la interfaz gráfica y el chat.

Finalizando la década de los 60, mientras presentaba públicamente su proyecto, Engelbert mostraba una discreta caja de madera con un cable que salía de un lado (semejante a la cola de un ratón) y un botón rojo en la parte superior. Siendo éste prototipo el primer mouse de la historia.

Historia del mouse: Douglas Engelbart

1970: Fue comercializado el primer modelo de mouse de la historia

Meses después de la exposición de Engelbart, una compañía alemana llamada Telefunken presentó un diseño de mouse que por dentro contaba con una bola de goma encargada de registrar las coordenadas.

Existían dos transmisiones responsables de registrar la ubicación del puntero, quienes generaban el Indicador de posición X-Y para los sistemas de pantalla”.

Si bien el artefacto diseñado por Telefunken se encontraba entre los Componentes de una computadora, pasó a la historia como en el primer modelo de mouse comercializado.

Historia del mouse: modelo de Telefunken

1973 – 1981: Los mouse de Xerox

Fue a partir de 1973 y aproximadamente los siguientes 10 años que los ratones producidos por la empresa Xerox fueron vendidos con las computadoras personales, cuyo primera PC desktop contenía una interfaz gráfica basada en la utilización del mouse.

Otro de sus equipos exitosos con la integración del ratón a su sistema fue la versión Xerox 8010 Information System, mejor conocida como Xerox Star.

Dicho modelo adicionalmente tenía elementos que aun tienen vigencia, como los son los servidores de archivo e impresión y las redes Ethernet.

Historia del mouse Xerox

1983: El primer mouse de Apple

En el año 1983, Apple llevó al mercado la reconocida computadora Lisa, que contenía un ratón. Una particularidad de este diseño fue el uso de una bola de metal en el mouse, a diferencia de la convencional bola de goma.

Durante los siguientes 20 años, Apple estandarizó un botón exclusivo para todos los ratones de la organización.

Historia del mouse: primer modelo Apple

1999: Se estrena el mouse óptico

Aunque desde 1980 se exploró sobre la tecnología del mouse óptico, apenas en el año 1999 se diseñó el primero a nivel comercial.

Microsoft presentó el IntelliMouse con IntelliEye, el cual trabajaba sobre gran variedad de superficies, demostrando un gran avance con respecto al mouse mecánico.

La innovación fue sustituir la bola del mouse mecánico por un LED infrarrojo, que entre otras virtudes no permitía la acumulación de impurezas que pudieran afectar su funcionamiento y tampoco tener que abrir el ratón para asearlo.

Historia del mouse: IntelliMouse

Otra novedad que trajo consigo la serie IntelliMouse fue el scroll Wheel, es decir la rueda giratoria entre los botones del ratón que permite el desplazamiento de los contenidos en la pantalla.

Cerca del 2004, los mouse continuaron mejorando y el LED fue reemplazado por un láser, acaparando el mercado.

Tipos de Mouse

Bien sea que necesitamos cambiar el ratón de nuestra computadora o estamos descubriendo Cómo armar una PC, este dispositivo debe ser escogido de forma tal que facilite las actividades a desarrollar en la computadora o portátil.

Por ello es la importancia conocer los tipos de mouse que existen actualmente. Básicamente nos encontramos con dos tipos, diferenciados por la tecnología que usan y su conexión con el equipo.

Tipos de mouse según su mecanismo

La función del mouse es trasladar a la pantalla de nuestro ordenador los desplazamientos de nuestra mano, llevando a cabo los comandos que ejecute el usuario. En este sentido, los tipos de mouse según su mecanismo son los siguientes:

Ratón Mecánico

Conocido como mouse de bola debido a la esfera de goma que contiene por debajo, se trata de un diseño que a través de los impulsos eléctricos que emite la esfera en cada movimiento, realizados entre dos ejes paralelos, dan instrucciones al ordenador.

Historia del mouse: mecánico

Ratón óptico

El ratón óptico genera menos ruido que el mecánico, debido a que utiliza sensores que dan la posibilidad de ejecutar las tareas con más exactitud y dinamismo.

Historia del mouse: óptico

Mouse láser

Este modelo de mouse marcha con un LED láser muy potente, enfocado en un solo punto mediante el cual capta los desplazamientos del periférico y sobre diversas superficies.

Historia del mouse: láser

Ratón Ergonómico

Definitivamente es la mejor opción para los usuarios que permanecen mucho tiempo trabajando en su computadora y presentan malestar en las manos, brazos y/u hombros, ya que es un dispositivo que se adapta a la postura de las personas.

Historia del mouse: ergonómico

Mouse Multitáctil

Adicional a los elementos convencionales de un ratón, este modelo contiene gran variedad de desempeños táctiles que contribuyen a navegar con fluidez entre los diversos programas.

Historia del mouse: multitáctil

Ratón 3D

Están diseñados principalmente para PC Gamer, el cual emplea un puntero complejo que contiene diversos sensores de movimientos en 2D y 3D. Por ello su uso se enfoca en los ambientes virtuales.

Historia del mouse: 3D

Ratón de portátil o touch

Siendo portátil está confeccionado para las laptops, el cual contiene un sensor táctil en su superficie por medio del cual se transmiten los comandos realizados por el movimiento de los dedos sobre él, de forma precisa.

Historia del mouse: portátil o touch

Mouse con Puntero táctil

Los mouse con puntero táctil son aquellos que se encuentran en algunos diseños de laptops o teclados para PC, que se pueden identificar como un pequeño círculo de plástico que recibe las instrucciones del usuario con mover un solo dedo.

Historia del mouse: con puntero táctil

Tipos de mouse según su conexión

De acuerdo a la interrelación entre el mouse y el ordenador, nos encontramos con varios modelos, los cuales pueden tener una conexión visible ó no.

Ratón Cableado

En sus inicios este modelo se conectaba al ordenador mediante una unión PS/2 pero hoy en día trabaja con un terminal USB con frecuentes actualizaciones.

Es uno de los ratones más utilizados y con gran variedad de diseños en cuanto a funciones y agregados que existen en el mercado.

Historia del mouse: cableado

Ratón Inalámbrico

El mouse inalámbrico no posee cables que lo conecten a la computadora, permitiendo su amplia capacidad de moverse en la superficie de la mesa sin inconvenientes. El mismo requiere baterías o pilas para cumplir sus funciones.

¿Cuáles son los tipos de mouse inalámbricos?

Entre los mouse inalámbricos nos podemos encontrar con tres modelos:

Mouse de Radiofrecuencia

Es el diseño más accesible y básico que puedes encontrar en el mercado. Emplea su señal en GHz para conectarse con la computadora a distancia de hasta 10 metros a una velocidad aceptable.

Historia del mouse: inalámbrico

Mouse Infrarrojo

Requiere una aproximación moderada para su funcionamiento, pues su conexión con el ordenador es mediante una señal infrarroja para transmitir información.

Ratón Bluetooth

Este tipo de dispositivo permite la conexión entre el mouse y el ordenador a una distancia mayor a 10 metros y cuenta con una veloz transición de datos.

¿Cómo funciona un mouse óptico?

Siendo el ratón convencional más utilizado, a continuación conoceremos más en detalle ¿cómo funciona el mouse óptico?, partiendo de su sistema de lectura de movimiento a través de sensores que le permiten ser más exactos y evitar inconvenientes causados por el sucio que afecta a los ratones de bola.

Adicionalmente, la producción de estos ratones es mucho más económica que los anticuados mouse de bola.

El sensor óptico de este mouse brinda un funcionamiento parecido al de una cámara fotográfica, permitiendo captar la superficie en la que se encuentra, reconociendo las variables en el desplazamiento del periférico.

De forma inmediata, las imágenes captadas son interpretadas por el sistema del ratón, procesando las variaciones entre ellas y determinar así a qué dirección se fue deslizado el mouse.

Con esa información, el sistema emite indicaciones a la computadora a fin de que el cursor replique los movimientos en el monitor.

Dichas imágenes son captadas miles de veces por segundo, de acuerdo a la potencia del mouse.

En consecuencia, mientras más ágil sea la velocidad de actualización, el mouse funcionará con más exactitud y en esta medida será más costoso.

Debido al desarrollo permanente de esta tecnología, cada día los mouse funcionan con más exactitud, por lo cual no resulta indispensable el uso de pads especiales.

Actualmente existen ratones tan precisos que trabajan perfectamente en distintas superficies y unicolor. No obstante, algunos usuarios indican que el ratón brinca cuando funciona sobre una superficie muy colorida o resplandeciente.

Esto sucede debido a que el mouse detecta muchas variaciones en los colores y no consigue procesar los datos recibidos del sensor correctamente.

Por este motivo, es preferible utilizar una superficie de soporte como un pad, de un solo color y en un tono mate, a fin de evitar interpretaciones erradas del sensor del mouse.

Mouse para computadora de escritorio

El mouse convencional es el utilizado para una computadora de escritorio. Por lo general de dimensiones más grandes y ajustado a la mano de los usuarios.

En todo caso, es esencial considerar la dimensión y el peso del dispositivo.

Historia del mouse: para PC de escritorio

Es recomendable evitar la adquisición de ratones con un peso mayor a 130 gramos, ya que pueden inducir graves consecuencias en la salud de sus usuarios, ocasionando lesiones a nivel muscular y arterial en hombros, brazos o manos por esfuerzos monótonos.

Aunque existen medidas estándares, el concepto de “cómodo” es muy particular.

Otra característica importante es el sensor óptico, ya que debe elegirse un mouse que brinde gran exactitud óptica para enviar la información al procesador de la computadora.

Resulta sumamente desagradable que el puntero quede paralizado en la pantalla o titilando insistentemente debido a fallas en el funcionamiento del sensor.

Existen tecnologías que avalan una reacción instantánea del mouse, como por ejemplo Philips, quien cuenta con ratones que adicionalmente pueden ser utilizados en diversas superficies sin afectar su comportamiento, bien de plástico, papel, madera e incluso metal.

Asimismo, en el mercado nos podemos encontrar computadoras que están casados con algunos hardware de forma particular, tal es el caso de las Mac, cuyo mouse fue diseñado específicamente para acoplarse a su sistema, y fue denominado Magic Mouse.

Dicho mouse es multi-touch, lo que significa que posee una gran capacidad de deslizamiento y de click, brindando una excelente experiencia por su precisión y facilidad de uso.

Otra alternativa viable es la adquisición de un ratón inalámbrico, los cuales trabajan con batería o pilas y aunque suelen ser costosos, muchos usuarios indican que la exactitud óptica de éstos periféricos de entrada es medianamente aceptable.

En cuanto a ratones inalámbricos se refiere, Microsoft es la marca líder del mercado, alcanzado gran aceptación por parte de sus usuarios en todo el mundo.

Una de las formas de validar si un mouse es exacto, se debe definir su resolución, que significa la medida de pulgadas por segundo. Dicha medida se denomina DPI (Dots Per Inch) cuya traducción refiere “puntos por pulgada”.

Un mouse que será destinado para labores profesionales, de estudio u otras actividades similares, puede funcionar óptimamente con una resolución ubicada entre 400 y 800 DPI, los cuales son los ratones más comercializados hoy en día.

Mouse para netbooks y notebooks

Por lo general, los mouse para equipos portátiles son más pequeños que los de computadoras de escritorio. No obstante, es esencial verificar su confort y adecuación al tamaño escogido antes de comprarlo.

Se debe tomar en cuenta que la mano no debe cerrarse mucho para agarrar el mouse, ya que esto puede ocasionar gran incomodidad al usarlo.

Historia del mouse: para notebooks

Se pueden encontrar diseños con distintas alturas para ajustarse al confort del usuario y prevenir deslizamientos difíciles con los dedos para poder manejarlo.

Por tratarse de un mouse específicamente desarrollado para netbooks y notebooks, cuenta con un mecanismo retráctil de cable, lo cual resulta ideal por su practicidad al ser movilizado de un lugar a otro junto a la pequeña computadora.

¿Cómo elegir un buen mouse?

Mientras realizas algún trabajo en tu computadora, pueden surgir inconvenientes con tu mouse que definitivamente acaban con tu paciencia.

Intentas pulsar con más fuerza los botones, lo agitas repetidas veces intentando que reaccione pero no obtienes ningún resultado, es algo típico de un usuario con dificultades al usar su mouse.

Esta situación puede desembocar en equivocaciones al realizar alguna tarea. De allí la relevancia de seleccionar el ratón indicado, y considerar algunos datos y nociones cuando vayas a adquirirlo.

Al momento de elegir el mouse, éste debe mostrar detalles referidas a sus características más importantes, como por ejemplo: exactitud, tecnología que utiliza, cantidad de botones, modelo, precisar para qué Tipos de computadoras fue diseñado y demás información interesante para el usuario.

Todos estos datos deben ser estudiados previamente a su adquisición.

Básicamente los mouse son producidos en dos tecnologías distintas, y cada una de ellas presenta modelos con variables en cuanto a su diseño y funcionamiento.

Una de las tecnologías se refiere a los ratones mecánicos, los cuales hoy en día no son muy populares.

La otra nos presenta los mouse ópticos, que gracias a su resistencia y precisión han venido sustituyendo a los ratones mecánicos, convirtiéndose en los preferidos por los diversos usuarios.

Adicionalmente, existe un tipo de estos mouse que utilizan láser, que suelen ser mucho más sensibles al uso, ofreciendo una resolución de 2000ppp, aun cuando esté siendo utilizado en una superficie horizontal.

En este sentido, otra opción son los trackball, un mouse de vanguardia desarrollado por la marca Logitech.

Principalmente son de uso común en las notebooks y ciertas empresas productoras de dispositivos de entrada comercializan teclados que contienen agregado el ratón trackball.

Este tipo de mouse es sumamente sensible y basta el uso de un solo dedo para ejecutar las tareas requeridas, gracias a una pequeña bola en su interior que brinda una disminución de la superficie y minimiza el esfuerzo.

Por otra parte, al elegir un mouse no puedes obviar el tipo de conexión requerido por el dispositivo para acoplarse al ordenador.

En el mercado existen ratones con dos tipos distintos de conexiones, los que poseen un cable con puerto USB y otro con terminal PS/2. Estos son los más accesibles del mercado.

Del mismo modo, los ratones inalámbricos son codiciadas alternativas ya que no necesitan cables para conectarse a la computadora, esta función la realizan mediante infrarrojo, radio frecuencia o Bluetooth.

¿Cuál es mouse adecuado para mí?

En este sentido no hay una recomendación estándar, ya que cada usuario puede presentar requerimientos muy particulares que no necesariamente son aptos para todos.

No obstante, podemos considerar su elección por medio de tres tipos de audiencia distintos:

Ratón clásico

Ideal para usuarios regulares y gamers. Es la alternativa que más se ajusta a quienes buscan algo práctico y sencillo.

Touchpad

Preferible para usuarios con equipos portátiles, que requieren trasladar el ordenador continuamente. Este mouse lo traerá integrado su computadora.

Trackball

Es el más recomendado para profesionales, diseñadores y fanáticos de la tecnología táctil, debido a sus especificaciones.

Puntos fundamentales en la elección del mouse

Considerando la gran variedad de ratones que se consiguen hoy en día en el mercado, es importante tener presente la actividad que ejecutaremos en nuestro equipo al momento de definir cuál es el mouse que mejor se adapta a nuestros requerimientos.

Inicialmente se sugiere dejar a un lado los mouse de conexión por cable, pues con los inalámbricos tendremos mejor movilidad para desarrollar nuestras tareas en el ordenador y evitaremos dificultades al respecto.

De esta forma, al seleccionar un mouse inalámbrico de conexión por radio frecuencia, tendrás un dispositivo con capacidad de acción de hasta 10 metros de distancia, con gran precisión en la transmisión de la información y sin problemas por desconexión o interrupciones.

Igualmente puedes optar por los inalámbricos de conexión por Bluetooth, los cuales tienen un alcance de 10 metros y resultan bastante eficaces.

Entre las alternativas sin cable, el mouse de sensor infrarrojo es el más limitado, pues a diferencia de los otros tiene un alcance de apenas 3 metros y necesita un hilo visual directo con el ordenador para que pueda captar la señal sin inconvenientes.

Lo esencial en este proceso de selección es escoger primero qué tipo de mouse necesitamos, un dispositivo mecánico o uno óptico.

Por todo lo que hemos comentado anteriormente, lo más recomendable es escoger un ratón óptico, cuyas características cubran nuestras expectativas como usuarios, dejando sin efecto cualquier intención de adquirir un ratón mecánico.

El mouse óptico convencional suele ser el ideal y cubre los requisitos para tareas sencillas, tales como trabajos de oficina o actividades escolares.

Por su parte, los ratones con sensor láser resultan muy eficientes y dinámicos para la ejecución de los trabajos de diseñadores gráficos, al igual que para los gamer o aficionados a los juegos audio visuales.

Historia del mouse: gamer

Sin embargo, el mouse trackball se adapta a cualquier actividad desarrollada por los usuarios y gracias a su diseño, impide efectos adversos en el brazo, ocasionados por las acciones repetitivas de nuestra muñeca.

Si bien para algunos usuarios la estética es irrelevante en comparación con sus atributos operativos, existen personas apasionadas del mooding y seguramente elegirán un mouse con particular belleza.

En este aspecto, puedes conseguir mouse de gran diversidad de colores y formas que se ajusten no sólo a las especificaciones técnicas sino a tus gustos.

Los mejores trucos para potenciar el mouse en Windows

No cabe duda de que el software de Windows es el más utilizado en todo el planeta, gracias a su hasta ahora insuperable calidad y variedad de diseños, colocándolo muy por encima de sus competidores más cercanos.

Entre sus ventajas más relevantes podemos destacar la cantidad y calidad de actividades y aplicaciones que se pueden ejecutar a través del dispositivo, un mouse que permite mucho más de lo que se puede considerar.

Por medio de este apartado, le daremos un vistazo a los mejores trucos para potenciar el mouse, a fin de brindarles a los usuarios alternativas que contribuyan a la realización exitosa de sus trabajos.

Esta selección de trucos ha sido modelada con la finalidad de brindarles a los usuarios de Windows estrategias sencillas para sacar el máximo provecho a su mouse, y potenciar este recurso para optimizar el rendimiento de sus tareas.

A continuación los trucos más recomendables con aplicabilidad en mouse de diversos diseños:

Menú contextual extendido

Resulta difícil no darse cuenta del menú contextual que se despliega cuando pulsamos el botón derecho del mouse, donde se contemplan una variedad de funciones referentes a la sección que apunta el cursor en ese momento.

Si requerimos observar un menú contextual ampliado, que muestre todas las alternativas no visibles, sólo debes realizar una presión sostenida sobre la tecla “shift” al mismo tiempo presionamos el botón derecho del mouse sobre la sección de la pantalla seleccionada.

Desplazamiento automático del contenido de una página

La acción habitual para desplazarnos con el puntero a lo largo de un texto, es girar la rueda del mouse continuamente y esto sin duda resulta bastante tedioso.

El truco revelado a continuación será una excelente opción para lidiar con esos momentos en los que definitivamente desearías otra forma de ejecutar la tarea.

Solamente debes colocar el puntero sobre la barra de desplazamiento del navegador y presionar el botón central del mouse, lo cual te permitirá que el contenido en la pantalla se mueva automáticamente sin necesidad pulsar ningún botón.

Al momento de finalizar la tarea sólo debes pulsar el botón derecho del mouse.

Selección de texto usando la tecla Shift

La selección de texto usando la tecla Shift es uno de los más sencillos de realizar y puede contribuir de forma sustancial en el desarrollo de trabajos realizados por periodistas, bloggers, escritores o afines.

Sin embargo, aunque muchos acostumbren a ejecutar este truco, puede resultar poco conveniente al momento de seleccionar un párrafo u oración específica del texto, ya que ello requiere mayor precisión, especialmente si es hasta un carácter puntual.

Para realizar la selección del texto de esta forma, solamente es necesario presionar con el mouse la primera parte del texto, pulsar la tecla Shift y seguidamente colocar el puntero en el último caracter de la selección presionando el botón derecho del ratón.

Abrir múltiples enlaces web al mismo tiempo

Mediante una simple presión del mouse, este truco te dará la oportunidad de mantener abiertos en distintas pestañas los enlaces web que desees, siendo muy útil para los usuarios que disfrutan realizar navegaciones simultáneas.

Para utilizarlo, únicamente debes pulsar la tecla “Ctrl” al mismo tiempo que seleccionamos los enlaces requeridos y listo, así se simple.

Selección de texto vertical usando la tecla “Alt”

Aun cuando para muchos usuarios resulte increíble esta opción, sí se puede realizar este truco y además de útil es sumamente sencillo.

Cuando deseamos hacer una selección de texto vertical únicamente debes pulsar de forma sostenida la tecla “Alt” en la medida que seleccionas la frase o párrafo deseado con el botón izquierdo del mouse.

Se debe tener en cuenta que no siempre podremos realizar este truco, solamente en algunos sitios web y en las funciones de la suite Microsoft Office.

Al utilizar dicho truco en Office, debes considerar que no lo encontrarás en el menú contextual, de esta manera, será necesario copiar el texto seleccionado con la opción “Edición-Copiar”.

Arrastrar y soltar

En general, los usuarios tienden a utilizar el botón derecho del mouse únicamente para ver el menú de contexto, sin embargo contiene una extensa variedad de alternativas adicionales y muy útiles, tales como: copiar, mover, crear enlaces a otros archivos, entre otros.

Para arrastrar y soltar de esta forma, basta con seleccionar el texto sujeto a ser copiado o movido, arrastrar el mouse hacia el nuevo espacio, presionar el botón derecho y elegir la alternativa requerida.

Seleccionar varios extractos de texto simultáneamente

Seleccionar varios extractos de textos simultáneamente es el truco más ignorado por los usuarios a pesar de lo valioso que resulta en la aceleración de las tareas.

Puedes usarlo de la siguiente manera: primero seleccionas una porción del texto, luego pulsas la tecla “Ctrl” y la sostienes mientras seleccionas el siguiente fragmento hasta terminar la selección deseada.

Se debe tener presente que este truco sólo puede ser utilizado en documentos de Microsoft Office.

Acercar y Alejar

Se trata de una opción muy útil para quienes padecen alguna especie de condición o limitación de la vista, ya que esta herramienta permite incrementar o disminuir el tamaño de los elementos con los que trabajamos en un momento determinado.

Cuando los usuarios se dedican a actividades que implican textos con gran contenido, el extraordinario procesador de textos de Microsoft Office brinda un zoom de simple uso, ya que con sólo pulsar la tecla “Ctrl” y girar la rueda central del mouse podrás ajustar qué tan cerca o lejos deseas tener el texto en la pantalla.

Abrir un enlace en una nueva pestaña

Aún cuando abrir cualquier enlace web en una pestaña nueva lo puedes realizar pulsando sostenidamente la tecla “Ctrl” y haciendo un clic a dicho enlace: únicamente el botón derecho es capaz de realizar diversas funciones.

Entre estas funciones o actividades se encuentran: abrir el enlace en una ventana de incógnito, abrirlo en una nueva ventana, guardarlo como, copiar la dirección del enlace, entre otras alternativas ventajosas del menú del navegador.

En resumen, para acceder a estas funciones, sólo debes pulsar la tecla “Ctrl” y presionar sobre el enlace con el botón derecho del mouse.

¿Cómo bloquear el mouse y el teclado?

Suele suceder que durante el desarrollo de algún trabajo, se toque o mueva el mouse o teclado de forma imprevista o accidental, ocasionando la interrupción de lo que se estaba ejecutando en el ordenador en un momento determinado.

A fin de prevenir estos inconvenientes, gran cantidad de usuarios tienden a desconectar ambos dispositivos, pero al final resulta incómodo pues limita la realización de algunas acciones que puede necesitar en su gestión.

Un mecanismo confiable, ágil y eficaz que te permite bloquear el ratón y el teclado es un software llamado Keyfreeze, el cual es sencillo y gratis.

Historia del mouse: cómo bloquearlo

Bloqueo con Keyfreeze

A fin de realizar con éxito el boqueo del mouse y el teclado, es necesario que sigas los pasos detallados a continuación:

Paso 1: Descargar e instalar

Inicialmente es necesario descargar de forma gratuita e instalar el software en tu computadora. Su instalación resulta básica y sencilla.

Paso 2: Pulsar “Lock keyboard and mouse”

En cuanto el sistema Keyfreeze se encuentre instalado, sólo debe abrirlo para activar el bloqueo.

El software es tan simple que únicamente podrás observar en tu pantalla una ventana con el logo del sistema y un botón para ejecutar el bloqueo, denominado “Lock Keyboard an Mouse”, es decir, Bloquear el Teclado y el Ratón.

Al presionar el botón para bloquear los dispositivos, ésta quedará activa luego de algunos segundos, a fin de ofrecer un tiempo prudencial para realizar cualquier actividad de último minuto como abrir un video o película.

Si el usuario desea prevenir el bloqueo accidental, será necesario presionar en “Permitir” luego de abrir el software.

Al permitir el bloqueo de los periféricos, tanto el mouse como el teclado no podrán ser utilizados.

Historia del mouse: bloqueo con Keyfreeze

Si deseas restituir sus funciones, debes pulsar al mismo tiempo “Ctrl+Alt+Del” para ejecutar el Administrador de tareas y luego “Esc” para regresar al desempeño habitual de tu ordenador.

Bloquear o desbloquear tus dispositivos, es una actividad que puedes realizar cuando así lo requieras siguiendo los pasos descritos anteriormente.

Controlar el mouse con la cabeza ya es posible y es gratis

Definitivamente, en la actualidad el mejor aliado para cualquier persona con un ordenador es el mouse, el periférico responsable de facilitar las diversas tareas que se pueden ejecutar tanto en la oficina como en cada una de nuestros hogares.

A lo largo de la Historia de la informática, cada uno de los componentes de una PC tiene sus propios espacios y el ratón no es diferente.

Este maravilloso invento, con más de 60 años de evolución se ha convertido en un artefacto indispensable en la vida millones de usuarios alrededor del mundo.

No obstante, un equipo de profesionales de la Universidad de Lleida ha diseñado una tecnología innovadora que perfeccionará e incrementará las ventajas del mouse que conocemos hoy en día.

Es indudable la reputación del mouse como un valioso instrumento que facilita el uso de una computadora, y tal ha sido su aceptación en el mercado que no es raro ver a usuarios de notebook utilizar uno de estos periféricos, pese a que estos equipos contienen modernos sistemas para mover el puntero.

Historia del mouse: mover con la cabeza

En todo caso, los mouse presentan algunas debilidades cuando se utilizan con frecuencia.

Son precisamente las lesiones ocasionadas en las articulaciones de la mano, así como en el antebrazo y hombro, entre otras, todas relacionadas con la repetición de movimientos durante un lapso de tiempo prolongado.

Pero gracias a la invención de un equipo de ingenieros y especialistas en la materia, estos problemas tienen fecha de caducidad, debido a una extraordinaria herramienta denominada HeadMouse.

Se trata esencialmente de un sistema que se oferta totalmente gratis, y mediante las funciones de una webcam, puede interpretar las inclinaciones de la cabeza como comandos para que el puntero del mouse se deslice por el monitor.

Historia del mouse: Headmouse

HeadMouse, en sus inicios fue diseñado con el objetivo de acompañar a personas con algún tipo de incapacidad motora.

Sin embargo, los logros alcanzados han motivado a sus desarrolladores a expandir su utilización a todos los usuarios.

Probablemente, las nuevas generaciones de usuarios no dudarán en sustituir este dispositivo por el mouse tradicional, o al menos complementarlo para adherirse a las tecnologías más recientes y sofisticadas.

Al descargar el software de HeadMouse, tendrá sólo una oportunidad de ejecutar una rutina de ejercicios con la cabeza con la intención de mostrarle al programa cómo son nuestros movimientos.

Esto tiene como finalidad, establecer un acoplamiento entre nuestros movimientos, la webcam y el puntero.

En cuanto se haya logrado la graduación precisa, podrás mover el mouse sobre toda la pantalla con tan solo inclinar la cabeza hacia la dirección deseada.

¿Cómo hacemos para hacer clic con la cabeza?

Si ya tenemos claro que el HeadMouse nos permite mover el cursor hacia cualquier dirección con solamente girar nuestra cabeza, muchos usuarios pueden preguntarse: ¿y cómo hago clic?, pues para ello utilizaremos el parpadeo de nuestros ojos o el abrir y cerrar de nuestra boca para gestionar las tareas que deseamos realizar en el monitor.

Este tipo de aplicación, así como controlar el mouse con la cabeza contempla una serie de requisitos para utilizarlas que son sumamente delimitados.

Una de las limitantes es que la webcam requerida para captar los movimientos, debe tener una resolución mayor o igual a 640 x 480, no obstante casi todas las cámaras web que se consiguen en el mercado cuentan con esta resolución.

Indiscutiblemente, es una experiencia que se debe vivir.

Futuro de mouse

Hasta los momentos, en este artículo nos hemos paseado por la historia del mouse desde antes de su salida al mercado y aunque podemos llegar a pensar que ya lo hemos visto todo, la cantidad de desarrollos futuros es inimaginable.

Historia del mouse: futuro

La gran mayoría de los avances tecnológicos aplicados a este maravilloso dispositivo han mantenido el cajetín que le dio su nombre: “ratón”.

No obstante ha sufrido bastantes modificaciones que le han permitido adaptarse a las necesidades de cada usuario alrededor del mundo, siendo cada vez más preciso y versátil en el desempeño de sus funciones.

En este mismo orden de ideas, a continuación daremos un vistazo a lo que viene en los próximos años o quizá meses.

El mouse del futuro podría estar en tus globos oculares

Hoy en día, existe una tecnología que crea interfaces para asistir a personas con discapacidad visual, la cual se denomina tecnología de seguimiento ocular, la cual podría convertirse perfectamente en el origen de los nuevos gadgets como mouse del futuro.

Historia del mouse: globo ocular

A este nivel, tanto las pantallas táctiles como otros dispositivos inteligentes y los mouse requieren el uso de nuestros dedos para manejar los gadgets.

Cabe destacar, que hace varios años usuarios con diversos tipos de discapacidad motora, parálisis cerebral u otras patologías que no les permitan mover sus extremidades, han utilizado sus ojos para comunicarse, jugar e incluso navegar en la red.

La tableta Tobii Dynavox EyeMobile+ es un gran ejemplo de lo expuesto.

La biometría móvil crecerá ¡un 2.500%! en apenas un lustro

Las investigaciones y desarrollo en cuanto a la tecnología del seguimiento ocular no se detienen, pues hay equipos de trabajo dispuestos a ofrecer diseños esperanzadores para el futuro.

Recientemente fue realizada la conferencia anual ACM Computer-Human Interaction (CHI), donde los profesionales en la materia demostraron metodologías que se originaron en la tecnología asistencial pero con una visión general, evidenciando que el modelo inclusivo favorece a toda la humanidad.

Por su lado, los estudiantes de la Universidad de Auckland y la Universidad de Bath llevaron un documento de investigación en CHI, el cual plantea el uso de la mirada para corregir fallas de tipografía.

Esto será posible mediante un sistema denominado ReType, donde con los ojos puedes ubicar la palabra que deseas modificar y sustituirla con lo que escribas. La propuesta indica que únicamente debes pulsar “enter” para seguir, y permanecer con las manos en el teclado para continuar editando los errores encontrados.

El puntero se mantiene en la última palabra editada, permitiendo que agregues o quites palabras en la posición donde está ubicado. De esta forma, tus globos oculares cumplirán la función de un mouse. Es una alternativa que agiliza el trabajo, además de incrementar la capacidad de gestión, rendimiento y eficiencia.

Los académicos evidenciaron que la metodología era suficiente para equiparar e incluso sobrepasar la velocidad de utilizar un ratón.

Otra de sus ventajas es reducir la exposición a lesiones y traumas por esfuerzo repetitivo, que causan daños a nivel de músculos, articulaciones e incluso huesos por la ejecución de acciones de repetición constante, tales como clickear, escribir o utilizar el mouse por lapso de tiempo prolongados.

No obstante, hasta ahora esta tecnología es sólo un modelo pero el grupo de investigadores ya lo registró con firmes intenciones de comercializarlo.

(Visited 1.967 times, 6 visits today)

Deja un comentario